Blogia
misteriosdebaleares

Ses Païsses: un diamante por explotar

Ses Païsses: un diamante por explotar Más de la mitad del yacimiento talayótico de Artà, uno de los más importantes, sigue aún sin excavar completamente, tras décadas de trabajos


PERE MARÍ. PALMA.

El arqueólogo Javier Aramburu acaba de publicar en CD-Rom la memoria de las excavaciones realizadas en 1999 y 2000 en el yacimiento talayótico de Ses Païsses de Artà, uno de los principales poblados de esa época , que cuenta con una importante muralla del siglo VII a. C y que estuvo ocupado por un máximo de 300 personas hasta la conquista romana, en 123 a.C.

Los trabajos realizados por Aramburu junto a Jordi Hernández en este yacimiento se pueden hallar en este disco compacto (que se puede solicitar en la página web www.talayots.com) y que Aramburu cree un logro "porque en veinte años no se ha publicado ningun libro con los resultados de la excavación de un recinto de esta época". Como no existen ayudas institucionales para editar un libro, el arqueólogo ha optado por publicar esta memoria en formato electrónico.

Aramburu no deja de criticar el "abandono flagrante" de instituciones como el Consell y el Ministerio de Cultura, propieario de los terrenos del yacimiento, de Ses Païsses d´Artà. "Sólo el Ayuntamiento nos ha concedido ayudas para continuar las excavaciones", relata el arqueólogo, que apunta que este yacimiento "es uno de los mayores de la isla y el mejor conservado".

Al mismo tiempo, apunta que "aún guarda muchas sorpresas, porque más de la mitad del recinto aún no ha sido excavado" y al ritmo que avanzan los trabajos (este julio continuarán durante quince días las excavaciones) "a este ritmo se podría estar 200 años excavando".


Vida y costumbres


Javier Aramburu señala que este julio trabajarán en la habitación de un edificio en uso desde el siglo VIII a.C "en el que se acaba incrustando la muralla que rodeará el asentamiento", una práctica no muy usual. Sin embargo, el objetivo final de los trabajos "será el de investigar cómo vivían los mallorquines de esa época".

En ses Païsses se han hallado pruebas de contactos con el exterior, como una copa griega del siglo V a. C, "que ilustran la existencia de un comercio muy desarrollado" y a diferencia de lo que se creía en el pasado, "la cultura talayótica dominaba la fundición del hierro", como probó el hallazgo de un lingote de hierro fundido y los restos de lo que parecen ser hornos, pero las murallas no se construyeron utilizando herramientas de metal, "porque era un material escaso", sino otros instrumientos de piedra.

El investigador señala que de las excavaciones realizadas se desprende la idea "de que el clima en Mallorca era un poco más húmedo que el actual, por la existencia de especies como el ayuso, habituales en zonas más frías". El bosque fue desapareciendo hasta la época romana, en que vuelve a aumentar por el descenso de población.


¿Un león en Llevant?

P.M.Palma.
Uno de los hallazgos de las excavaciones en ses Païsses han sido los restos de un gran félido, probablemente los de un león, que se han hallado en uno de los niveles más modernos del poblado, poco antes de la conquista romana. El dilema se está resolviendo en estos momentos en un laboratorio de Barcelona, donde están comparando los huesos hallados con los de diversas especies. No deja de ser una curiosidad su presencia en Artà en esas épocas, aunque los intercambios comerciales en el Mediterráneo Occidental se habían generalizado. El final de este animal en la isla no fue precisamente feliz: "los restos de hueso tienen marcas de carnicería, lo que parece indicar que se lo comieron", explica el arqueólogo.
No es el único indicio de la introducción en la isla de ejemplares de especies foráneas: también se han hallado restos de ciervos y gamos dle primer milenio a.C. en ses Païsses y otros poblados.

Diario de Mallorca, 4 de marzo de 2005.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres